La alimentación del niño diabético

Print this page Bookmark and Share
Parents

(Meal Plans and Diabetes)

Un niño con diabetes puede beneficiarse del mismo tipo de dieta saludable como el de la gente sin diabetes. De hecho, toda la familia puede beneficiarse en conjunto de la misma comida saludable. Aunque los niños con diabetes no tienen que seguir una dieta especial para dicha enfermedad, quizás necesiten prestar más atención a qué hora comen y cuánta comida está en su plato.

Algunas de las metas del plan de alimentación para los niños con diabetes, son las mismas que para otros: Necesitan comidas que les ayuden a tener buena salud, crecimiento normal y un peso saludable. También, los niños con diabetes deben balancear su consumo de carbohidratos con su insulina y los niveles de actividad para mantener sus niveles de azúcar en la sangre bajo control. Además, los niños con diabetes deben consumir comida que les pueda ayudar a mantener en un rango saludable los niveles de lípidos, o grasas, en la sangre (como colesterol y triglicéridos). El comer de esta manera puede ayudar a prevenir algunos problemas de salud a largo plazo que la diabetes puede causar.

Los niños con diabetes enfrentan los mismos desafíos alimenticios como todo el mundo -principalmente, el de mantener hábitos saludables a través del tiempo. Con tantas tentaciones, puede ser difícil; entonces es importante preparar comidas que el niño disfrute. El plan de alimentación que usted prepare puede variar, según el programa de control de la diabetes de su hijo, pero con la ayuda del equipo del cuidado de la salud para la diabetes de su hijo, usted puede confeccionar un plan de alimentación para su hijo de acuerdo a sus preferencias y hábitos alimenticios.

Etiquetas del alimento

Cuando usted está planificando y preparando platos para su hijo, tiene que saber lo que contiene la comida que usted le sirve. Es fácil adivinar lo que contienen algunas comidas, pero otras son más desafiantes. Ahí es donde las etiquetas de comida resultan útiles. Estas etiquetas del alimento enumeran los ingredientes, la información nutritiva y la cantidad de calorías.

Los carbohidratos son lo más importante de verificar en la etiqueta, porque pueden afectar los niveles de azúcar en la sangre. Generalmente, los carbohidratos aparecen claramente en gramos en las etiquetas de comida. Hay dos formas principales de carbohidratos: azúcar y almidones. Los tipos de azúcar incluyen la fructuosa (azúcar que se encuentra en las frutas y algunos alimentos horneados), la glucosa (el azúcar principal de nuestros cuerpos que se encuentra también en alimentos como tortas, galletas y bebidas gaseosas) y la lactosa (el azúcar de la leche y el yogurt). Las clases de almidones incluyen las verduras, tipo almidón, como papas, maíz y arvejas; granos, arroz y cereales; y finalmente, panes.

El cuerpo descompone o convierte la mayoría de los carbohidratos en glucosa, la cual es absorbida por la circulación sanguínea. Mientras el nivel de glucosa sube en la sangre, el páncreas emite una hormona llamada insulina. Se necesita la insulina para trasladar la glucosa desde la sangre hacia las células, donde se puede usar como una fuente de energía.

Sea cual sea el plan específico de alimentación que el doctor recomiende a su hijo (véase abajo), lo importante es estar atento a los carbohidratos en las comidas, para poder aprender a balancear el consumo de carbohidratos, los niveles de actividad e insulina, y así lograr el mejor control posible de la diabetes de su hijo. Usted puede averiguar el consumo de carbohidratos de su hijo al analizar en la etiqueta el tamaño de las porciones y la cantidad de carbohidratos por cada porción, y determinar cuántas porciones consume su hijo. Aquí está un ejemplo:

  • El tamaño de la porción: 1/2 taza (120 mililitros)
  • Los carbohidratos por cada porción: 7 gramos
  • La cantidad de comida consumida: 1 taza (240 mililitros)
  • Los gramos de carbohidratos consumidos: 14 gramos (7 gramos por cada porción x 2 porciones)

No hay una cantidad exacta de carbohidratos que su hijo debe comer. La cantidad de carbohidratos que un niño necesita por día depende de la edad, el tamaño, la meta de peso, el nivel de ejercicio, los medicamentos y otros asuntos médicos. El consumo recomendado de carbohidratos es diferente para cada niño y puede, con el mismo niño, diferir día tras día. El equipo del cuidado de la salud para la diabetes le dará a usted y a su hijo directrices para el consumo de carbohidratos como parte del plan de alimentación.

Debe prestar atención especial al contenido del sodio (sal) en todas las comidas que usted sirve. El contenido de sodio también está escrito en las etiquetas. El consumo demasiado alto de sodio está relacionado con el desarrollo de la presión alta o hipertensión. Algunos niños con diabetes tienen hipertensión, por eso quizás necesitan mantener el consumo de sodio dentro de los niveles recomendados por el médico para disminuir el riesgo de tener problemas de presión alta. Es una buena idea no exagerar con el sodio, aunque su hijo no tenga hipertensión.

También es una buena idea prestar atención a la cantidad de grasa y el tipo de grasa que contiene la comida. Las grasas saturadas, el colesterol y los ácidos grasos insaturados pueden contribuir al desarrollo de las enfermedades cardíacas. La gente con diabetes tiene un alto riesgo de desarrollar enfermedades cardíacas, especialmente si tienen niveles anormales de lípidos (grasas) en la sangre. Consulte con el doctor o el dietista de su hijo sobre los tipos de límites que necesite poner a la cantidad de grasas que debe consumir su hijo.

Aparte de estas consideraciones, los padres deben observar las etiquetas de comida por las mismas razones para sí mismos como para otros niños. Por ejemplo, el control las calorías le ayudará a una persona a mantener un peso saludable. También es importante asegurarse que su familia tome bastantes vitaminas, minerales, fibra y que coman una dieta bien balanceada en general.

La planificación alimenticia

El ayudar a su hijo a balancear el consumo de carbohidratos, la actividad física y la insulina, para mantener un buen control del azúcar en la sangre, comienza con una comida nutritiva - la misma que todo el mundo debe comer para una buena salud. Trate de preparar cada plato con un buen balance de carbohidratos y otros nutrientes tanto para el control de la diabetes como para que la comida sea satisfactoria.. Aquí están algunas cifras para alcanzar como meta en el curso del día:

  • Alrededor del 10% al 20% de las calorías que consume su hijo deben venir de la proteína. Trate de seleccionar carnes magras como pollo o carne.
  • Aproximadamente del 25% al 30% de las calorías deben venir de la grasa. Trate de evitar comidas con muchas grasas saturadas y los ácidos grasos insaturados (o que su hijo solamente las coma con moderación).
  • Alrededor del 50% al 60% de las calorías que consume su hijo deben venir de los carbohidratos. Estimule a su hijo para que coma muchas verduras anaranjadas y verdes cada día - como zanahorias y brócoli. Escojan entre el arroz negro o camotes en lugar de arroz blanco y las papas regulares.

Usted y su hijo aprenderán las directrices para la planificación alimenticia del equipo del cuidado de la salud para la diabetes. La planificación se basará en las comidas que su hijo normalmente come. Quizás el equipo les pida a usted y a su hijo que mantengan un registro detallado de las comidas por 3 días para tener una buena idea sobre las comidas que le gusta comer a él y las cantidades de comida que está acostumbrado a comer.

El equipo del cuidado de la salud para la diabetes puede recomendarle otras pautas para la planificación alimenticia, de acuerdo con las necesidades nutritivas e individuales de su hijo. Por ejemplo, si él tiene la meta de perder peso, entonces el doctor o el dietista se enfocarán en controlar de cerca el consumo de las calorías.

Tres enfoques comunes para la planificación alimenticia

Aunque cada niño con diabetes tendrá una seria de necesidades distintas y un plan individualizado de comida, para acomodarse a esas necesidades, usualmente se usan tres tipos de planes de alimentación: el plan de intercambio, el plan de carbohidratos constantes y el plan de recuento de carbohidratos.

Algunas personas con diabetes, especialmente aquellas que recién han contraído la enfermedad, usan un programa para balancear la comida llamado el intercambio de alimentos, para dirigir lo que comen cada día. Para este plan de alimentación, típicamente se divide la comida en seis grupos: almidón, fruta, leche, grasa, verdura y carne. El plan asigna un tamaño de porción para consumir en cada grupo y cada porción cuenta con una cantidad similar de calorías, proteínas, carbohidratos y grasa. Esto permite la flexibilidad en la planificación de la comida mediante el intercambio o la sustitución, con las opciones de las listas de comidas de similar contenido nutritivo. El número de intercambios (porciones) de cada grupo alimenticio recomendado para cada plato y merienda, se basa en el número total de calorías que la persona necesita a diario.

El equipo del cuidado de la salud para la diabetes de su hijo le puede proveer una lista de intercambio, que también está disponible en la Asociación Americana de la Diabetes (ADA). Este plan de alimentación es particularmente útil para la gente diabética con sobrepeso o para otros que necesitan prestar atención a la cantidad de calorías y nutrientes que consumen cada día.

También, los dos enfoques restantes de la planificación alimenticia se basan en consumir una dieta balanceada. Pero estos dos planes se enfocan en igualar la cantidad de insulina o medicamentos diabéticos que la persona toma con la cantidad de carbohidratos que consume. Con un plan de alimentación constante de carbohidratos, la persona come cantidades fijas de carbohidratos en cada plato o refrigerio. Luego, cada día, él o ella toma la insulina u otros medicamentos diabéticos en horas y cantidades constantes para controlar los ascensos del azúcar en la sangre que ocurren con las comidas. Aunque le falta flexibilidad, este plan tiene la ventaja de ser fácil de seguir para la gente que tiene niveles constantes del consumo de comida y actividad física día tras día.

Otra opción es un plan de recuento de carbohidratos. Ahora, mucha gente con diabetes cuenta los carbohidratos (carbs) de las comidas que comen en cada plato o refrigerio. Entonces, igualan su dosis de insulina con la cantidad de los carbs. Este plan es más útil para la gente que mantiene su diabetes tomando una dosis de insulina (mediante una inyección o una bomba de insulina) con cada comida. Esta técnica puede ayudar a alcanzar mejor el control de los niveles de azúcar en la sangre y al mismo tiempo controlar la diabetes. También, permite más flexibilidad, porque la persona toma su insulina con las comidas, pero no a la misma hora cada día.

Herramientas útiles

El mantener un registro escrito de lo que su hijo come puede ayudarle a usted y al equipo de diabetes a crear y cambiar el plan dietético de su hijo cuando sea necesario. Usted puede continuar manteniendo un registro de glucosa sanguínea del consumo de carbohidratos de su hijo junto a los resultados del azúcar en la sangre para ver cómo se están equilibrando la comida y la insulina. Los niños pueden anotarlo cuando están en la escuela o lejos de la casa. Si usted necesita regular las cantidades de insulina, este registro escrito le puede ayudar a entender por qué y a decidir cuándo y a qué hora su hijo debe tener su nueva dosis.

También, puede ayudarle a planificar si usted tiene referencias rápidas a mano, como una tabla de porciones de varias comidas y la cantidad de carbohidratos que contienen. El equipo del cuidado de la salud para la diabetes o el nutricionista de su hijo pueden proveerle esta información, además la ADA lo ofrece también.

Si a veces usted se siente perdido mientras planifica comidas bien balanceadas y nutritivas, la inspiración nunca está lejos. Los libros de cocina y las páginas de recetas del Internet ofrecen muchas sugerencias de comidas saludables - las cuales usted puede preparar fácil y rápidamente. Con el conocimiento de la diabetes y las herramientas correctas, usted estará preparado para ayudar a su hijo a comer bien para una buena salud.

Revisado por: Steven Dowshen, MD
Fecha de revisión: agosto de 2013



Related Resources

Web SiteMedlinePlus informacion de salud Un servicio de la Biblioteca Nacional de Medicina de EE.UU
Web SiteLa Administracion de Salud Mental y Abuso de Sustancias (conocida como SAMHSA por sus siglas en ingles)


Related Articles

Los carbohidratos y la diabetes Los carbohidratos, así como las proteínas y las grasas, son uno de los tres principales componentes de los alimentos que brindan energía y otros recursos que el cuerpo humano necesita. Deben ser parte de una dieta saludable para todos los niños, incluso para los niños que tienen diabetes.
El peso y la diabetes Una dieta balanceada y una vida activa son importantes para que los niños puedan mantener un peso saludable. Pero para los niños con diabetes, esos aspectos son aún más trascendentales. Eso se debe a que el peso influye en la diabetes y la diabetes influye en el peso de una persona.
Comiendo afuera cuando su hijo tiene diabetes Para muchas familias puede ser un placer comer afuera. Los niños con diabetes tipo 1 o diabetes tipo 2 no tienen que renunciar a este gusto, sólo tienen que tener algunas precauciones extras y asegurarse de que escojan comidas nutritivas en porciones razonables.




Nota: Toda la informacion incluida en este material tiene propositos educacionales solamente. Si necesita servicios para diagnostico o tratamiento, tenga a bien consultar con su medico de cabecera.

© 1995-2014 KidsHealth® Todos los derechos reservados.
Imagenes proporcionadas por iStock, Getty Images, Corbis, Veer, Science Photo Library, Science Source Images, Shutterstock, y Clipart.com



 

Upcoming Events

Car Seat Safety Check

For a fun night of playing games and having a good time, families are encouraged to bring any board games, card games or other fun games to play. Pizza and beverages provided. Feel free to bring a snack or dessert to share.

Car Seat Safety Check

Car Seat Safety Check

View full event calendarView full event calendar

Health and Safety

Your child's health and safety is our top priority

Accreditations

The Children's Medical Center of Dayton Dayton Children's
The Right Care for the Right Reasons

One Children's Plaza - Dayton, Ohio - 45404-1815
937-641-3000
www.childrensdayton.org