Ir al servicio de urgencias (Emergencias)

Print this page Bookmark and Share
Parents

(Going to the Emergency Room)

Cuando su hijo enferme o se lesione, es natural que usted se asuste y se dirija sin dilación al servicio de urgencias del hospital más cercano, porque usted sabe que allí le atenderán, independientemente de la hora, el día o la gravedad del problema de salud que tenga su hijo. En algunos casos, se tratará de una verdadera urgencia médica y el servicio de urgencias médicas de un hospital será el lugar más adecuado adonde acudir. En otros casos, la enfermedad o lesión de su hijo podrá ser atendida en un centro de urgencias, o su tratamiento podrá esperar hasta que pueda verlo el pediatra.

Cuando tenga que acudir al servicio de urgencias de un hospital, es importante que sepa qué puede esperar cuando llegue allí. Saber con qué puede encontrarse con antelación puede contribuir a que la experiencia sea un poco menos estresante, tanto para usted como para el niño.

Encontrar el servicio de urgencias adecuado en el momento adecuado

Pregúntele al pediatra de su hijo qué debería hacer —y a qué servicio de urgencias debería ir— antes de encontrarse en una situación en que necesite ese tipo de servicios. El pediatra le dirigirá al servicio de urgencias hospitalarias más cercano a su domicilio o al del hospital donde él atiende pacientes regularmente.

Pero, en caso de urgencia médica, ¿debería llevar a su hijo al servicio de urgencias de un hospital infantil? Al estar especializados en la atención médica de niños, los hospitales infantiles disponen del personal y de las instalaciones más adecuadas para tratar a la población infantil. O se que, si su hijo tiene una urgencia médica y hay un hospital infantil cerca de su domicilio, hará bien en llevarlo allí. Si no hay ningún hospital infantil cerca de su domicilio, el hospital más cercano podrá proporcionarle probablemente los cuidados médicos que necesita su hijo. Si, por cualquier motivo, ese hospital no dispusiera de las infraestructuras necesarias para tratar el problema de salud específico de su hijo, los médicos lo organizarán todo para que trasladen al niño a un centro que esté bien equipado.

Prepararse para ir al servicio de urgencias

Cuando vaya al servicio de urgencias, es importante que sepa describir bien los síntomas que presenta su hijo. También es importante que conozca la historia médica del niño —alergias, enfermedades que ha pasado, lesiones que ha sufrido, intervenciones a que se ha sometido o problemas de salud de carácter crónico. Es posible que se sepa la historia médica de su hijo al dedillo. Pero considere la posibilidad de escribirla, lo que puede resultarle de gran utilidad cuando lo dominen los nervios en medio del caos de una urgencia médica. Además, tener la historia médica de su hijo por escrito en su casa permitirá que cualquier persona que cuide de su hijo —como un canguro— disponga de ella en caso de que tenga que llevar al niño a un servicio de urgencias.

La historia médica debería incluir:

  • medicamentos que está tomando el niño
  • alergias
  • hospitalizaciones previas
  • intervenciones quirúrgicas previas
  • enfermedades
  • antecedentes familiares relevantes.

Si lleva a su hijo al servicio de urgencias porque ha ingerido determinado medicamento o producto de limpieza, lleve consigo lo que haya ingerido. Así ayudará a los médicos a determinar qué tipo de tratamiento necesita el niño. Si su hijo se ha tragado un objeto, lleve consigo otro ejemplar del mismo objeto, si es posible.

En cualquier servicio de urgencias, a menos que se trate de una urgencia realmente crítica, prepárese para esperar. Considere la posibilidad de llevarse algo con que entretenerse durante la espera, como libros, revistas, labores de media o facturas para organizar. Es una buena idea llevar papel y bolígrafo para anotarse cualquier pregunta que se le ocurra hacerle al médico. Lleve también cosas para mantener ocupado a su hijo, como lápices de colores, libros, juguetes y objetos de apego que le reconforten y le den seguridad como, por ejemplo, su peluche favorito.

Si cree que hay alguna posibilidad de que ingresen a su hijo en el hospital después de la visita, tal vez le interese llevar consigo una muda de ropa y un cepillo de dientes tanto para su hijo como para usted.
La mayoría de servicios de urgencias disponen de servicios de traducción o de personas que pueden ayudar a traducir lo que dicen los médicos. Si usted no habla inglés con fluidez, considere la posibilidad de ir acompañado de un familiar o amigo que pueda hacer de traductor entre usted y el personal sanitario.

Qué puede esperar en un servicio de urgencias

No hay forma alguna de predecir cuánto tiempo tendrá que esperar hasta que le atiendan en un servicio de urgencias hospitalarias. Si su hijo tiene un problema médico grave, puede estar seguro de que el personal le administrará los cuidados médicos necesarios de forma inmediata. Puesto que los médicos priorizan las lesiones y enfermedades más graves, atendiéndolas en primer lugar, hay muchas probabilidades de que, si su hijo presenta un problema leve, tengan que esperar más tiempo. Incluso aunque la sala de espera esté vacía, usted tendrá que esperar si las salas de exploración y de curas están llenas de personal médico y de enfermería que está atendiendo casos particularmente graves.

Mientras esperen a que los atiendan, existe la posibilidad de que usted –y su hijo- vean entrar en el servicio de urgencias a algunas personas gravemente enfermas o lesionadas. Es posible que la visión y los sonidos que emitirán esas personas asusten a su hijo, de modo que asegúrele que el servicio de urgencias es el mejor lugar donde pueden estar esas personas y donde los médicos les ayudarán a encontrarse mejor. Puede incluso ponerle un ejemplo de algún momento en que su hijo o alguien que él conoce se hizo una lesión importante y, por mucho que se asustó en aquel momento, todo se solucionó tras recibir los cuidados médicos adecuados y se acabó encontrando mejor.

Al poco tiempo de llegar al servicio de urgencias, probablemente su hijo será atendido por un miembro del personal de enfermería, quien le preguntará por los síntomas que presenta el niño, evaluará sus signos vitales y hará una rápida evaluación de su estado. Este reconocimiento rápido inicial ayudará a determinar cuánto tiempo tendrá que esperar su hijo hasta que pueda visitarlo el médico.

Cuando esté en el servicio de urgencias, es una buena idea anotar la información importante sobre la visita. Llevar a un hijo a un servicio de urgencias puede imponer y estresar bastante a un padre, lo que puede dificultar que recuerde algunos detalles que podría necesitar más adelante, como los nombres de los médicos que han atendido al niño, lo que han dicho sobre su enfermedad o lesión, los medicamentos o tratamientos que le han administrado y/o recetado y las indicaciones sobre los cuidados que deberá recibir en casa y sobre las visitas de seguimiento que se deberán hacer.

Si lleva a su hijo al servicio de urgencias de un hospital en fin de semana o por la noche, es posible que el especialista que debería ver al niño no esté presente en ese momento, pero no se preocupe: si el problema de su hijo requiere un especialista, lo llamarán. Si necesita que lo intervengan quirúrgicamente y en ese momento no hay ningún cirujano, también contactarán con él.

En muchos casos, el médico que trate a su hijo en el servicio de urgencias hospitalarias se pondrá en contacto con el médico de familia o el pediatra que lleva habitualmente al niño después de la visita. Si su hijo tiene que ingresar en el hospital desde el servicio de urgencias, el médico del servicio de urgencias informará sobre ello al médico que lleva habitualmente al niño. Algunos servicios de urgencias entregan un documento escrito o generado por ordenador sobre la visita o bien un fax para informar al médico que lleva habitualmente al niño. Lleve consigo una copia de los documentos que le den a la salida del servicio de urgencias en la próxima visita pediátrica de su hijo.

Revisado por: Kate M. Cronan, MD
Fecha de la revisión: marzo de 2006



Related Resources

Web SiteInstitutos Nacionales de la Salud
Web SiteHablemos en Confianza


Related Articles

Folleto de instructiones: Caídas (Falls) Es muy común que los niños pequeños que están aprendiendo a caminar, correr y trepar se caigan. Aunque la mayoría de estas caídas producen sólo contusiones y moretones leves, algunas pueden causar graves lesiones que requieren atención médica inmediata.
Folleto de instructiones: Congelación (Frostbite) La exposición al frío extremo puede causar congelación, una grave afección que requiere atención médica de emergencia.
Folleto de instructiones: Convulsiones (Seizures) Aunque las convulsiones pueden ser atemorizantes, suelen durar apenas algunos minutos, cesan por sí mismas y casi nunca son potencialmente mortales.
Cuándo debe acudir a la sala de emergencias si su hijo tiene asma Si su hijo tiene asma, una de sus principales objetivos debería ser evitar las visitas al servicio de Urgencias médicas por problemas respiratorios. Esto es muy sensato, pero es igual de importante saber cuándo es necesario acudir a dicho servicio.




Nota: Toda la informacion incluida en este material tiene propositos educacionales solamente. Si necesita servicios para diagnostico o tratamiento, tenga a bien consultar con su medico de cabecera.

© 1995-2012 The Nemours Foundation/KidsHealth. Todos los derechos reservados.



 

Upcoming Events

Fun family health fair

REGISTRATION: Sign up online at www.keysports.net. By mail: Fill out this entry form and mail with a check payable to Miamisburg High School to Miamisburg High School C/O Jenny Brockert 1860 Belvo Road Miamisburg, OH 45342 For more information all Jenny Brockert at (937) 866-0771 ext.1414 or email her at jbrockert@miamisburg.k12.oh.us

Get your family started on a healthy lifestyle

View full event calendarView full event calendar

Health and Safety

Your child's health and safety is our top priority

Accreditations

The Children's Medical Center of Dayton Dayton Children's
The Right Care for the Right Reasons

One Children's Plaza - Dayton, Ohio - 45404-1815
937-641-3000
www.childrensdayton.org